martes, 14 de diciembre de 2010

¡A sus órdenes Europa!


Tengo que decir que, en honor a la verdad, yo no fuí parte del país que quedó "paralizado". No, yo no tenía ningún billete de avión ni intención alguna de desplazarme en este modo de transporte. Imagino que, como yo, existen muchisimas personas que o bien por coger el tren, el coche, o simplemente por no tener puente o tener un puente tan largo que no saben cuando acabará, no les afectó el que no hubiesen controladores. Realmente, si  nos paramos a pensar, el sector afectado fue un sector minoritario del país. ¿Por qué tal alarde de solidaridad y empatía con los pasajeros? (ojalá se despertase también cuando hay conflicto en otros sectores) ¿Por qué entonces? En parte es por "Schadenfreude" término que parece traducirse cómo "regodearse" pero cuyo significado original es de mayor sutilidad, es un sentimiento que en este caso surge ante  los privilegios de este colectivo, recalcados hasta la náusea por los medios de comunicación...y mientras linchamos a unos, los responsables maquinando cómo poder endilgarnos lo que Bruselas a toque de pito va indicando. Sigo insistiendo que la actitud de los controladores es muy criticable en cuanto a la forma de reclamar (lo que han conseguido es por que se lo han dado, hay otros que consiguen lo mismo, o más, robando). Supongo que para la mayoria de ellos (los que sus salarios son más bajos) era más un arrebato provocado por la falta de diálogo que otra cosa. No sé realmente por quién fue promovida esa "huelga" en vista de los resultados y de la criminalización que se ha hecho de todo el colectivo. No se sabe por qué no firman los de Torrejón, ni si era legal que trabajasen los que habían superado las horas reglamentarias de Santiago de Compostela, ni cuántos estaban de baja, ni cuántos no pudieron trabajar al estar de baja esos compañeros, o cuántos no pudieron trabajar al no estar trabajando otros compañeros, ni por qué se fueron. Es interesante leer la sentencia de la Audiencia Nacional en la que se rechaza la demanda de Conflicto Colectivo presentada por el sindicato de controladores aéreos USCA de mayo de este año. Digno es su Apartado:
SÉPTIMO. – USCA, admitiendo que las leyes pueden regular con carácter general aspectos de la negociación colectiva, denunció que la Ley 9/2010, de 14 de abril constituía una “ley de caso único” o especial, cuyo objetivo principal es la restricción de derechos legítimos, obtenidos por los controladores aéreos mediante la negociación colectiva, entendiendo que la intervención del legislador incumplió el mandato, establecido en el art. 53,1 CE, de respetar el contenido esencial del derecho a la negociación colectiva, regulado en el art. 37, 1 CE, que forma parte del núcleo duro del derecho a la libertad sindical, reconocido en los artículos 7 y 28, 1 CE, que fueron vulnerados directamente por la ley 9/2010, de 14 de abril, puesto que los ha restringido irrazonable y desproporcionadamente al penetrar indiscriminadamente en el contenido de un convenio colectivo estatutario prorrogado legítimamente por los negociadores del convenio, denunciando, así mismo, que la ley antes dicha vulneró también su derecho de huelga, puesto que impide efectivamente su ejercicio, ya que una eventual convocatoria de huelga, que se convoque contra aspectos concretos de la ley, sería declarada ilegal, de conformidad con lo dispuesto en el art. 11 del RDl 17/1977, de 4 de marzo.
 El Abogado del Estado se opuso a dicha alegación, subrayando que la ley 9/2010, de 14 de abril no es una ley de caso único, ni se orienta tampoco a restringir derechos legítimos de los controladores, orientándose, por el contrario, a garantizar tanto la continuidad de la prestación de los servicios de tránsito aéreo, como  su sostenibilidad económico financiera, destacando, a estos efectos, que se trata de un servicio público esencial para los intereses generales del país, conectado directamente con el derecho fundamental a la libre circulación, regulado en el art. 19 CE, cuya viabilidad está en serio peligro por la ineficiencia del servicio, al haberse acreditado una serie de importantes deficiencias organizativas y falta de eficiencia económica, que ha obligado a una intervención de los poderes públicos para poner orden en una situación que, de no acometerse inmediatamente impediría el cumplimiento de nuestros compromisos internacionales, exigidos por los Reglamentos 2096/2005/CE y 1070/2009/CE.  Señaló, por otra parte, que dicha intervención se ha orientado, en primer plano, a la liberalización del sector...

 No parece claro su derecho a huelga...¡Pero sí la necesidad de liberalizar...! ¿Serán los casi 13.000 millones el déficit de AENA generado por las nóminas de 2240 controladores? Es curioso que con la excusa sólo privatizan los aeropuertos rentables y los otros que los paguemos los cuidadanos, amén de que el coste de la "huelga" lo acabaremos pagando nosotros con nuestros impuestos.
No es de recibo que por seguir los mandatos comunitarios,  rebajen el sueldo y modifiquen un convenio que han tenido durante veinte años y esperen que no se rebelen.
¿Hemos de creer que se han pedido la baja para evitarse el descuento con lo que cobran? A mí particularmente me extraña. Creo que les dieron unas prebendas, da igual quién se las dió pero las tenían, y saltándose la negociación colectiva se las han quitado por decreto. Y como un decreto no les quedaba lo suficientemente bonito, pues después otro y por si no hubiese bastante otro. Lo que se dice una chapuza y, ojo, que por esas mismas directivas  y reglamentos comunitarios  nos van a recortar las pensiones y aumentar los impuestos, lo mismo que han hecho ya con los funcionarios y con los controladores, por decreto. Así en cualquier momento dicen que la sanidad o la escuela pública tiene déficit y te se sacan de la patilla un decretazo y ¡zas! te la privatizan por el argumento de "coste beneficio" o "eficacia eficiencia" y ¡hala! ¡a la calle! o, si son buenos, incluso te contratan los nuevos empresarios; eso sí, con unas condiciones que les permita "recortar gasto" y sobre todo "generar lucro"... a unos cuantos.    
Ese es el magnífico resultado de esa magnífica Europa que nos espera.
Pero insisto, lo que no es con seguridad cierto es que "se haya paralizado todo el país", (no pretendo justificarlo, sino entenderlo), no se paralizó la actividad económica y todo, excepto los aviones, funcionó con normalidad. No sé si el "estado de alarma" tiene base legal o no, pero me sigue inquietando y mucho cómo se está desarrollando todo el proceso, que por algunas características me recuerda al pasado.
Sabiendo como se sabía que había problemas y que estos se agudizarian con el nuevo decreto ¿no se podría haber pospuesto un par de días el último decreto, o haber habilitado aeropuertos militares para las situaciones de emergencia si tan interesados estaban en la ciudadanía?


Preparémonos para la que se avecina. Están tirando adelante con recortes importantes en las pensiones; por favor, parémonos a mirar la letra pequeña, después como siempre no habrá remedio y preparémonos sobre todo para reaccionar.


3 comentarios:

Miquel dijo...

Aeropuerto de Huesca..8 pasajeros al mes...desde el 2 de enero al 30 de octubre. Córdoba , 474 pasajeros al mes. Albacete, 980 pasajeros al mes... ¿Y León, y el Alguaire... ? Lo que no se puede es poner un aeropuerto en cada ciudad porque no es de recibo. Como no se puede poner el AVE a Santander, porque es una ciudad de 60.000 habitantes que solo lo utilizará n 10.000 al año y eso no es rentable por el coste kilómetro euros. pero este país solo se dan prebendas a cambio de votos. Lo que es necesario es una buena red de carreteras y de trenes rápidos, pero no un aeropuerto y un Ave en cada ciudad. No es así en ningún lugar de Europa. Salut

Olimpia Willemenot dijo...

Tienes razón Miquel

L'Albert dijo...

En general de lo que no hay la menor discusión es de la baja calidad de los políticos que tenemos, sobre todo de los que llevan las riendas del país, en unos pocos de años van a desmontar lo que ha costado generaciones de construir.

En lo que no estoy de acuerdo es en culpabilizar a Europa, creo que la construcción de Europa es una de las mejores cosas que ha hecho la humanidad, no olvidemos que en menos de un siglo hemos pasado de matarnos entre todos a tener la misma moneda, a no necesitar pasaporte y a resolver todos los problemas con el dialogo.

Europa lo que nos dice es que gestionemos bien nuestra hacienda, pensemos que llevan muchos años ayudándonos económicamente para que podamos modernizar nuestras infraestructuras, Europa nos dice que tengamos el sector publico que seamos capaces de mantener, podemos quitar del ejercito, de gastos suntuosos, de la casa real, de inversiones poco rentables, podemos convertir la administración en una maquinaria eficaz y ajustada o podemos quitárselo de la pensión de los ancianos, desgraciadamente nuestros políticos han optado por los mas débiles, pero son nuestros políticos, no Europa.

Nuestros socios solo nos piden y últimamente ya exigen que como cualquier familia, adaptemos nuestros gastos a nuestros ingresos, eso es razonable para nosotros, la manera de llevarlo cabo la decide, faltaría mas, nuestro gobierno.